Unos 15 años de 10

El día de tu fiesta... ¡todo debe ser perfecto!

La fiesta de XV años es un día de gran orgullo no sólo para ti, sino para toda tu familia. Y es que es el momento en que tus padres te presentan ante la sociedad, contentos y orgullosos de que hayas llegado a la edad de las ilusiones. La celebración marca la transición de niña a mujer y sirve como un modo de reconocer que has alcanzado la madurez.

 

Así que para que toda esta magna presentación ante la sociedad salga perfecto toma en cuenta estos consejitos pues un oso en ese momento sería simplemente insoportable.


Ensaya con tres meses de anticipación todos los bailes, recuerda que no todo depende de ti, tus chambelanes deben tener bien ensayado cada paso para que no haya errores. Además hay cosas externas que pueden pasar en ese momento y que debes saber como controlarlas en caso de que se presenten:

  • La ropa que tardaste tanto en elegir ¡te está dando problemas! Evita usar en tus bailes ropa incómoda como vestidos con crinolina muy ancha, o faldas minúsculas, incluso revisa antes que las cremalleras, broches o botones se encuentren bien. A menos que quieras impresionar a tu auditorio como las grandes estrellas con pechos al aire, prevenir cualquier accidente es mejor que recordarlo. Así que para que no haya sorpresas es indispensable un ensayo con la ropa precisa que vas a usar.
  • Se te atoró la zapatilla. Al momento de hacer un paso complicado la zapatilla se te puede atorar con la crinolina y en lo que la desatoran ya se les pasó ritmo, o peor aún en medio del vals vas a dar al suelo. Para que no te pase lleva calzado sin broches o cierres que puedan enredarse. Otra, es que la zapatilla se atore en el piso y ¡suelo!... Mejor revisa antes el lugar que donde bailarán, checa que no tenga hoyos o espacios donde pueda atorarse el tacón de tus zapatos o usa un modelo que no tenga tacón tan espigado.
  • Se te olvidaron los pasos.No dejes que los nervios te traicionen. Es importante que tengas mucha confianza con tu acompañante de honor y que le brindes mucha seguridad en los ensayos. Tengan planeado algo por si esto sucede, algo que les ayude a saber qué hacer para salvar la situación. Alguien debe tener la tarea y sagacidad suficiente para convertir ese momento de pánico en algo divertido e improvisado que haga que se vea una situación simpática ante los ojos de todos los invitados. En muchas ocasiones, francamente ni siquiera se dan cuenta, así que no te claves porque podrías, entonces sí, pasar un oso espectacular.
  • No tienes dónde cambiarte.Prepara con anticipación un espacio adecuado para que puedas hacer los cambios de vestuario. En los ensayos podrás tener todo el tiempo del mundo para preveer situaciones que puedan ser comprometedoras, así que no dudes en hablar con tus chambelanes, maestro de vals o coreógrafo y con tus papás si piensas que algo podría fallar.
  • El vals. Avísale con el debido tiempo a tus padrinos en qué momento se va a requerir su participación. No les des de tomar antes del vals, para evitar osos. Programa tu vals a buena hora, si lo haces después de media noche seguramente algunos preferirán estar durmiendo. Selecciona bien a la gente que te acompañará en el vals familiar, no invites al primo de don Chucho o al compadre de la infancia de tu tío Toño porque un vals que se vuelve interminable termina por ser monótono y aburrido, y la gente se cansará muy rápido, así que con todo el dolor del mundo, ni modo, sé selectiva y trata de incluir solo a los parientes más cercanos o afines.

Entrena a tu DJ. No le salgas a la mera hora con que: de aquí va poner el tema 3, de este otro el tema 8 y despuesito el 2… si ve que sale Barney entonces ese no es y pone este... Mejor contrata un sonido profesional. Platica con anticipación con el DJ o encargado del sonido para que sepa qué es lo que necesitas. En el baile es mejor que el maestro esté cerca de la cabina del DJ para que pueda ir proporcionando indicaciones. Y como ya sabes qué secuencia llevará la música, lo mejor es que prepares con anticipación un disco especial grabado por ustedes que lleve exactamente aquello que vas a necesitar, debes hacer dos o tres copias y probar antes que estos funcionen perfectamente bien. No vaya siendo que a la mera hora los hayas grabado en MP3 y el sonido nada más lea CD… ¡checa esos detalles!

Y bueno, si no quieres que tus invitados pierdan el estilo subiéndose a la mesa o a las sillas para ver y alguien por ahí vaya a dar el azotón, es buena idea alquilar una pantalla gigante para el momento estelar de los bailes. De ese modo todos verán desde el ángulo en que se encuentren.

 

Deja todo listo para que el día de tu fiesta no tengas ninguna angustia, recuerda que en esos momentos tú debes lucir radiante, feliz, segura y desinhibida, y esa seguridad solo será posible si sabes que todo está listo. ¡Buena suerte!

 
Otras Categorías:
15 FEST EXPO ® Registro IMPI 12/0009 - Todos los Derechos Reservados 1993-2020
Mapa del Sitio